Alvaro Bayona (Tibasosa, Boyacá)

Me llamo Alvaro Bayona, vivo entre las hermosas montañas del bello municipio de Tibasosa-Boyacá, tuve la oportunidad de participar en el Programa Impulso 2016!

Un programa que logra reunir a 40 jóvenes de diferentes partes del país, te imaginas ser uno de esos este año? Compartir con diferentes culturas, diferentes realidades, SÍ!! Tienes la oportunidad de salir de tu zona de confort y compartir diferentes circunstancias que pasan a lo largo del país.

Te confieso que sentí incertidumbre, ya que me gané la beca y no sabía  que tal iba hacer el programa, decía: ¿será  verdadero?, sonaba tan bien! Pero te tengo que decir que es mejor de lo que imaginaba, con actividades de empoderamiento y transformación social que te aseguro olvidarás la noción del tiempo.  Pasaron 2 semanas llenas de Amor, Amistad, Entusiasmo, Energía, Introspección y un montón de bondades, que sencillamente sales renovado en pro de que con tu ayuda vas a transformar a tu comunidad.

OPORTUNIDADES? Miles, 40 casas a las cuales llegar cuando estés de paseo, 40 hermanos que llevarás en tu corazón para cuando necesites hablar con uno de ellos, 40 personas con diferentes realidades económicas, sociales y  culturales! Pero todas con algo en común: personas llenas de amor, personas que luchan en sus comunidades, que “hacen de la educación una fuerza para unir a las personas, las naciones y las culturas por la paz y un futuro sostenible”

TODOS CON EL VÍNCULO DE PERTENECER A LA FAMILIA UWC! Si no te has inscrito, no dudes en hacerlo de seguro serán las mejores 2 semanas de tu vida!

Un abrazo y recuerda  “La diferencia entre imposible y posible es un corazón con voluntad.-Lolly Daskal.”


 

Sara Yusty  (Medellín, Antioquia)
Cuando vi el anuncio sobre el Programa Impulso me intrigué inmediatamente y pensé: ¿Por qué no?

Yo estaba en un punto de mi vida donde algo me estaba haciendo falta, ese “algo” que me sacudiera a la realidad que se vive en Colombia y que me hiciera salir de mi zona de confort; justamente eso es lo que te brinda este programa y mas! Desde hoy y siempre estaré infinitamente agradecida con UWC y con quienes compartí de darme ese empujoncito de “Tu puedes! Tu puedes ser el cambio y hacer grandes cosas!”

Claro, primero tuve miedo e inseguridad de participar porque no sabía mucho sobre UWC pero después de resolver mis dudas, me lance y decidí confiar en ellos. Les aseguro que los facilitadores estuvieron pendientes de todos nosotros desde que salimos de nuestras casas hasta que regresamos de nuevo entonces no hay nada a qué temer.

Que 2 semanas es mucho tiempo? Yo también pensé lo mismo pero al final uno se encariña tanto con las personas que quisiera compartir una semanita más! Entonces los invito a que se den la oportunidad de conocer otros jóvenes de nuestro país, conocer sus realidades y eliminar prejuicios que tenían sobre las personas de esas regiones, porque en el transcurso de 2 semanas nos damos cuenta que en realidad no somos tan diferentes y puedo dar testimonio de que si hay personas que te espera detrás de la montaña.


 

Cristian Amado Fernández Chaguendo (Pitayó, Cauca)

Mi nombre es Cristian Amado Fernández Chaguendo y soy del Resguardo Indígena de Pitayo, ubicado en el departamento del Cauca. Tuve la maravillosa oportunidad de participar del primer curso corto de UWC Colombia “PROGRAMA IMPULSO 2016” y actualmente estudiante del UWC Robert Bosch College en Alemania.

Durante años observaba detenidamente los procesos de mi comunidad indígena, y veía pasar el tiempo, junto con el veía como no era posible asimilar grandes cambios positivos en ella, como lo era el desarrollo económico, reducción de la pobreza, mejor educación, al igual de ver como cada vez en mayor proporción el conflicto armado entre el estado y las FARC devastaba cada vez más de una u otra manera mi comunidad. Además de esto, lo que de igual manera me inquietaba era como paulatinamente los jóvenes se desentendían totalmente de los temas políticos y toma de decisiones referentes a problemáticas del resguardo. Fue desde entonces cuando me propuse decididamente generar un cambio en esta sociedad. Sin embargo, transcurrió mucho tiempo y no me fue posible encontrar en mí mismo, cómo podría hacer esto realidad.

Fue entonces a mediados del 2015, por cosas del destino supe del movimiento UWC y su presencia en Colombia por medio del comité Nacional UWC Colombia. Desde entonces no tuve más dudas, porque todos los procesos que he vivido con UWC, desde mi proceso de selección de becas para los colegios UWC, pasando por el “Programa Impulso 2016”. y ahora en la actualidad con mi experiencia, estudiando en un colegio UWC, definitivamente me han dado las herramientas y el empujoncito que necesitaba para empezar a tejer mi sueño, y que en un futuro no muy lejano lo pueda hacer realidad.

Por tal motivo, estoy totalmente convencido que, como yo, en Colombia hay muchos jóvenes que quieren generar un cambio en sus comunidades, pero están en busca de ese empujoncito que necesitan para despegar. UWC sin duda, para muchos puede ser la respuesta, y que mejor comienzo, si no aplicando a “IMPULSO 2017”, un espacio que nos permite reconocer nuestra realidad y entender cuál es el papel tan importante que cada joven juega en sus comunidades, además de enriquecernos culturalmente, puesto que hay jóvenes de casi todas las regiones de  Colombia.

Si no has aplicado todavía , no dudes en hacerlo, no tienes nada que perder, pero si podrías ganar dos semanas, las cuales sin duda podrían convertirse en las mejores de tu vida.

“La educación es el arma más poderosa, la cual puedes usar para cambiar el mundo” Nelson Mandela, Presidente honorario del movimiento UWC.


Valentina Rodríguez (Restrepo, Meta)

Hola soy Valentina Rodríguez, vengo del piedemonte llanero y estoy tan feliz de ayudar y aprender de mi comunidad cada día más.

Creo en jóvenes llenos de espíritu. Arriesgarme a dejar tanta carga académica que exige mi carrera a cambio de cosas que no hubiera podido encontrar ni en un millón de libros.

Tener la oportunidad de redescubrirnos, compartir la alegría de aprender nuevos bailes, de jugar como niños , untarnos de tierra, de agua, de pintura, de amor, de diferencia cultural, reírnos y llorar dejando temores atrás, aprendiendo del trabajo en equipo porque es lindo e increíble lo que puede resultar, recuerdo una de las dinámicas donde propusimos una idea muy descabellada, luego nos invitaron a llevarla a cabo, nos reímos y pensamos que esto nunca sucedería , entonces nos mostraron jóvenes que con la misma idea loca lograron excelentes resultados, estábamos tan impactados que esto fuera cierto; aprendimos a creer en nuestras ideas, que no somos soñadores utópicos sino jóvenes innovadores, que esta locura es posible así como lo es para nuestra mente; aprendimos de nuevo la palabra libertad para seguir nuestros dueños.

Programa impulso me enseñó a arriesgarme más, a llevar a cabo tantas cosas que quisiera hacer, que los voluntarios somos de corazón; ser voluntario no es dar el tiempo que sobra, es ser agente de cambio día a día en nuestra comunidad.

Creo en un mundo donde las diferencias entre naciones es la mayor virtud y para esto debemos seguir educando a toda una sociedad desde nuestras propias regiones, departamentos y municipios, creyendo siempre en que el mejor perfil para ser voluntario es tu perfil.

Doy gracias a Programa Impulso-UWC por tan gran apoyo en la formación de una nueva Colombia.


 

Randy Bent Barker (Isla de Providencia)

Soy Randy Bent Barker, oriundo de la paradisiaca Isla de Providencia (archipiélago de San Andrés Providencia y Santa Catalina). Tuve el privilegio de ser partícipe del Programa IMPULSO 2016; donde presencie un escenario que me ha forjado integralmente en  los diferentes caracteres de mi vida.

IMPULSO, nos enseñó los inestimables valores de nuestros acervos culturales, liberando en nosotros la energía de entes benefactores, que ennoblecía la mutua comprensión y estrechaba  lazos interpersonales en pro de la filosofa de que en una sociedad con individuos y culturas diferentes, puede haber la conectividad de un entendimiento recíproco.

La rectificación de ideales y conocimientos acerca de la diversidad nacional, preponderó en nosotros, hilvanando una mutua complicidad por el bien común, donde todos compartimos la comunión de nuestras convicciones acerca de la indispensable importancia que tiene cada individuo y su cultura representada en una sociedad.

Esta experiencia purificó nuestro carácter, propiciando el inquieto afán de renovarnos, por el deseo de emprender obras dignas, y cooperar con la sana armonía del ambiente. Gracias a IMPULSO, pude ceñir mi vida para la pureza de mi alma, y desarrollar la incesante floración de ensueños, que me ha permitido crecer integralmente.

Déjate llenar de la magia y sabiduría que se abunda en éste programa y vive la experiencia que he vivido  aplicando a IMPULSO 2017.

 


Yeferson Sáenz Arias (La Plata, Huila)

Me llamo Yeferson Sáenz Arias y soy del municipio de La Plata-Huila. En el año 2015 conocí el movimiento UWC y créanme, la decisión de involucrarme con este movimiento ha sido uno de las más enriquecedoras y positivas que he tomado. Al enterarme del programa Impulso y ya conociendo acerca de UWC no dude en aplicar a esta oportunidad; una oportunidad donde tuve la posibilidad de pasar dos emocionantes semanas, llenas de aprendizaje, de empoderamiento, de entendido multicultural y sobre todo de compartir con 40 maravillosas personas en representación de un país. Respecto a los facilitadores, que más que ser quiénes están al mando, son aquellas personas que nos sirven de guía y ejemplo de que si podemos hacer un cambio, de que si podemos impactar positivamente en nuestras comunidades.

Tener la posibilidad de compartir en estas dos semanas con personas con diferentes situaciones económicas, culturales, sociales pero con con algo en común, las ganas de generar cambios, hacen que están sean dos de las mejores semanas de tu vida, donde se crean vínculos tan grandes que de cada participante aprenderás algo. Estos se convierten en aportes y en una posibilidad de IMPULSAR aún más nuestras ganas de construir un mejor país.

Por último quisiera invitarte a que no dudes en aplicar para ser parte de esta oportunidad, de este programa donde no solo compartes con personas con las cuales no quisieras pasar solo esas dos semanas, si no también porque aquí recibirás excelentes herramientas para desarrollar esas ganas de ver un país con cambios e impacto social  y qué harán que disfrutes de todas las actividades que aquí se llevan a cabo, sin dejar de lado que estas dos semanas se convertirán en la mayor posibilidad de empoderamiento, transformación, entendimiento y ese IMPULSO de que los jóvenes somos importantes agentes de cambio.